Jornada laboral en el servicio domestico

Jornada laboral

La jornada máxima semanal ordinaria es de 40 horas de trabajo efectivo, tanto para el trabajo externo como interno. Estas horas se pueden distribuir de forma irregular, siempre y cuando el horario no exceda de 9 horas de trabajo efectivo al día.

Entre el final de una jornada y el inicio de la siguiente deberá mediar un descanso mínimo de doce horas.


El descanso entre jornadas de los y las empleadas de hogar internas podrá reducirse a diez horas, compensando el resto hasta doce horas en periódos de hasta cuatro semanas.  
Los y las empleadas de hogar internas dispondrán, al menos, de dos horas diarias para las comidas principales, y este tiempo no se computará como de trabajo.
 
En el caso del trabajo interno, la ley contempla "tiempos de presencia" en los que el/la trabajador/a tiene que estar disponible pero sin desarrollar un trabajo concreto, estos "tiempos de presencia" al igual que su retribución pueden ser pactados entre las partes, estás horas de presencia no podrán exceder de veinte horas semanales de promedio en un periódo de referencia de un mes y se retribuirán con un salario de cuantía no inferior al correspondiente a las horas ordinarias.

Las personas empleadas de hogar tienen derecho a un descanso semanal de 36 horas consecutivas que comprenderán , como regla general , la tarde del sábado o la mañana del lunes y el día completo del domingo.

Horas extraordinarias son aquellas que sobrepasan el número de horas acordadas, o todas aquellas que sobrepasan las 40 horas semanales de trabajo. La ley recoge un límite máximo al año de 80 horas extraordinarias.


Descansos semanales

Descanso Semanal: Semanalmente el/la trabajador/a tiene derecho a un descanso de 36 horas consecutivas, que comprenderán, como regla general, la tarde del sábado  o la mañana del lunes  y el día completo del domingo


Días Festivos: La persona trabajadora tiene derecho a disfrutar y no tener que recuperar las fiestas laborales de carácter general incluidas las locales, en total 14 al año.

Si se pacta entre las partes trabajar durante los periodos de descanso, también hay que pactar la manera de retribución, que puede ser bien pagándolos o bien cambiándolos por otros periodos de descanso.

Vacaciones

El periodo de vacaciones anual será de 30 días naturales independientemente de que la jornada laboral sea parcial o completa, de ellos, al menos 15 días se disfrutarán de forma continuada, el resto se pueden disfrutar unidos a los anteriores o repartidos a lo largo del año. Es conveniente pactar las fechas de antemano.El mes de vacaciones se cobra el salario íntegro.

Si se acuerda entre las partes trabajar durante el periodo vacacional, al salario correspondiente a las vacaciones no disfrutadas, habrá que añadir el salario correspondiente de los días trabajados.

Permisos retribuidos

El/la trabajador/a, previo aviso y justificación, podrá faltar al trabajo, con derecho a sueldo, por alguno de los motivos y por el tiempo siguiente:

  • Matrimonio : 15 días naturales
  • Nacimiento hijos/as : 2 días naturales, ampliables a 4 si es necesario viajar a otra provincia (a estos días se pueden sumar 13 más, en aplicación de la ley de igualdad, en el caso de querer disfrutar de estos días, hay que notificarlo en la empresa y rellenar un impreso que posteriormente hay que presentar en la Oficina de la Seguridad Social que corresponda).
  • Fallecimiento, accidente o enfermedad graves, hospitalización o intervención quirúrgica sin hospitalización que precise reposo domiciliario, de parientes hasta el segundo grado de consaguinidad o afinidad (padres, hijos/as, hermanos/as, abuelos/as, nietos/as, suegros/as, yerno/nuera y cuñados/as): 2 días, ampliables a 4 si es necesario viajar a otra provincia.
  • Cambio de domicilio : 1 día
  • Para el cumplimiento de un deberinexcusable de carácter público o personal (comparecer en un juicio, votar en unas elecciones, gestión de documentos oficiales, etc.): Por el tiempo indispensable.
  • Por el tiempo indispensable para la realización de exámenes prenatales y técnicas de preparación al parto que deban realizarse dentro de la jornada de trabajo.

 

NOTA : Para no tener ningún problema a la hora de cobrar hay que presentar justificación en todos los casos, por ejemplo: en el caso de matrimonio el libro de familia, en el caso de hospitalización de familiares un justificante del hospital, en el caso de fallecimiento justificante por parte del párroco o de la empresa que se encargue del sepelio, etc.